Digital Avenue

Acción Manual Google

Una acción manual de Google es una penalización que uno de los agentes de Google aplica a algunas de las páginas de tu sitio web o a tu sitio web por completo debido a un incumplimiento de las políticas de Google o directrices de calidad para propietarios de sitios web.

Este tipo de penalizaciones se suman a las penalizaciones algorítmicas de Google, que se aplican de forma automática. La aplicación de una penalización manual suele ir acompaña de una caída en el posicionamiento web SEO de un portal, incluso puede desaparecer de los resultados de búsqueda. Las penalizaciones o acciones manuales de Google suelen ser algo más complejas de resolver que las algorítmicas, ya que suelen requerir más volumen de trabajo para que el sitio web en cuestión vuelva a cumplir con las políticas y directrices de Google.

Cabe destacar que las penalizaciones manuales no suelen ser habituales en sitios web que crean contenido original y evitan llevar a cabo prácticas calificadas como “spam”.

Acciones manuales Google¿Qué hacer si Google me aplica una acción manual?

A pesar de estas advertencias, ya sea deliberadamente o por error, Google acaba aplicando una acción manual total o parcial a tu sitio web lo primero que debes hacer es consultar los motivos por los que esta ha sido aplicada, y si se trata de una acción que afecta a la totalidad de tu sitio web o sólo a una sección o páginas. Una vez resuelto el motivo o los motivos por los que se te ha aplicado esta penalización manual deberás solicitar la reconsideración de dicha acción manual.

Es importante destacar lo siguiente: en el informe de URLs afectadas por la acción manual sólo podremos ver 10.000 URLs. Por tanto, si tienes un sitio web muy grande, debes tener muy en cuenta esta limitación.

¿Motivos por los que me pueden aplicar una acción manual?

Los motivos por los que Google puede aplicar una acción manual son muy variados, pero todos apuntan en una misma dirección: detectar sitios web con contenido poco relevante o considerado como spam que lo único que busca es “engañar” al algoritmo de Google para captar más tráfico. Estas prácticas acarrean una mala experiencia a los usuarios, y chocan frontalmente con los objetivos de Google.

Pasemos pues a los motivos por los que se le puede aplicar una penalización o acción manual a un sitio web:

  • Contenido spam generado por el usuario en el sitio web: suele ir asociado a foros o portales en los que los usuarios pueden registrarse y crear contenido.
  • Enlaces artificiales apuntando a tu sitio web: esta acción manual se aplica cuando Google detecta enlaces artificiales que enlazan tu web. En este punto debes revisar seriamente tu estrategia de link building.
  • Texto oculto: esta práctica consiste en crear texto con el mismo color del fondo de la web a fin de hacerlo invisible sólo para los usuarios, ya que la araña de Google lo puede leer igual. Esta técnica se usaba en los inicios del SEO, pero hace años que dejó de ser útil.
  • Keyword stuffing: se trata de crear textos en los que se repite constantemente la palabra clave que queremos posicionar hasta el punto de hacer que el texto carezca de sentido. Es bastante fácil de detectarlo: si el texto suena raro o no tiene sentido, tienes bastantes opciones de que te apliquen una acción manual.
  • Imágenes encubiertas: es otra práctica que se basa en mostrar un contenido a los buscadores y otro a los usuarios. En este caso, en vez de hacerlo con texto se haría con imágenes.
  • Spam: se aplica cuando se llevan a cabo estrategias de generación de contenidos considerados como spam. Un ejemplo de este tipo de estrategias es la copia de contenidos o contenidos generados de forma automática.
  • Enlaces salientes manipulados o artificiales desde tu portal: el mismo ejemplo que en el caso de enlaces entrantes manipulados peor en este caso son enlaces que se crean desde nuestro sitio web y apuntan a sitios web determinados.
  • Redirecciones sospechosas: otra técnica que busca mostrar un contenido distinto a usuarios y buscadores. En este caso se trata de hacer esto mediante redirecciones.
  • Thin content: se trata de contenido muy pobre, de escaso valor y lo único que busca es posicionar artículos sin ofrecer contenidos realmente relevantes a los usuarios.
  • Sitio web hackeado: esta acción se aplica cuando te hackean tu portal.

Si crees que tu sitio web no está bien posicionado o simplemente no aparece en los resultados puede ser debido a una acción manual, aunque también puede ser debido a problemas en la indexación del sitio web. Sea cual sea el motivo te recomendamos que contactes con una agencia de marketing online para que revise tu portal en profundidad y determine el motivo de este problema.